El barrio de los buenos deseos

caminando_la_vidaEntre la Avenida de la Felicidad y la Calle de la Generosidad se cruza la calle del Afecto y, cercanas a ellas, están también la calle de la Dulzura, de la Alianza, de la Conciliación, o el Pasaje de la Avenencia.

Este barrio de los buenos deseos, ubicado al sur de Madrid, donde todos los gatos son pardos, me ha despertado un sentimiento de esperanza (cuyo Paseo está en el barrio de Arganzuela), mientras oigo los comentarios al debate de los presupuestos generales del Estado, leo que el Ayuntamiento de El Ejido paga más de 2000 euros por cambiar una baldosa, y que la eterna Maria Antonia Munar (gane quien gane en Baleares) puede tener algún pelo mal colocado por supuestas juergas inmobiliarias.

Las calles de la Conformidad y de la Ciudadanía me hacen pensar que, tal vez, el pirata que es mayor de edad ¿o no? ha sido traído para hacer justicia y no para ser moneda de cambio; que Millet y Montull son dos buenos ciudadanos que se han desviado ligeramente del camino correcto (por lo que no hay que hacer sangre si no es necesario), y que los Albertos son un ejemplo a seguir, porque renunciar a pedir al Estado una indemnización por los “por los daños y perjuicios injustos causados por el anormal funcionamiento de la administración de Justicia” es verdaderamente sorprendente, más cuando ese anormal funcionamiento les ha librado de la cárcel al prescribir los delitos de los que se les acusaban.

En fin, que no sé si ir a darme una vuelta por la calle de la Unanimidad o por la de la Coalición, o mejor por la del Consenso, para ver si conseguimos salir del atolladero que se nos ha planteado con el siempre espinoso tema del aborto; aunque creo que voy a volver a releer primero a mi querido Filósofo Loco y a reflexionar sobre ¿qué es la vida?, porque la vida tiene múltiples acepciones dependiendo de la disciplina desde la que se analice. Me gusta la idea de que la vida es un préstamo que vamos pagando poco a poco (como una hipoteca) en plazos de amor y felicidad. ¡una bella descripción de la vida, a la que yo me apunto, amigo Filósofo!.

Anuncios

2 pensamientos en “El barrio de los buenos deseos

  1. desira dice:

    Ya sabes que tus entradas siempre me hacen reflexionar, y gracias por caminar por este barrio de vez en cuando.
    Besos, Desira

  2. Me alegra muchísimo que sepas valorar las reflexiones de este loco y te evoquen, a su vez, nuevos pensamientos. Muchas gracias por haberlo incluído en tu entrada, además de forma muy acertada. Da gusto hipotecarse, sí señora.

    Por cierto, me encanta tu barrio. Para pegarse unos largos y preciosos paseos.

    Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s