La nostalgia de un instante

Imagen de Patrick Hoesly

Hoy es uno de esos días en los que el alma  se complace en acompañar al tiempo de una primavera que se ha despertado plomiza, triste, cansina. Me dejo llevar por este tono gris que me rodea y me escapo de las últimas noticias de un mundo en el que sigue imperando la ley del más fuerte, ya sea la naturaleza contra el ser humano o el ser humano contra el ser humano. Me enrosco sobre mí como un gato recien alimentado y aseado y recupero ese instante en el que no necesitaba nada porque lo tuve todo, ese instante que se ha repetido en escasas ocasiones a lo largo de mi vida, pero que siempre me ha dejado el anhelo de seguir intentando recuperarlo.

De vez en cuando dejo salir del cajón alguno de esos momentos como el avaro que se complace en acariciar su oro, para no olvidar que la felicidad existe, para recuperar fuerzas cuando siento que desfallezco,o  para deleitarme, simplemente, en la nostalgia de un instante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s